Sindicatos

Las 352 oficinas de Caixabank en C-LM cierran al público por la huelga contra el ERE de la entidad bancaria

La huelga a jornada completa convocada por todos los sindicatos representativos está teniendo un seguimiento superior al 90% en las 352 oficinas de Caixabank ubicadas en nuestra región, todas ellas cerradas al público. Alrededor de la mitad de los 1.100 trabajadoras y trabajadores con los que cuenta Caixabank en CLM han acudido a Toledo a expresar en la plaza de Zocodover su tajante oposición al ERE; y quienes no han podido hacerlo se han manifestado con sus compañeros y compañeras a las puertas de sus oficinas. En Albacete, más de medio centenar se concentró de forma espontánea ante la sucursal de Caixabank en la plaza del Altozano. También ha habido representantes castellano-manchegos en la protesta en que se ha celebrado en Madrid.

El proceso de reestructuración emprendido por Caixabank tras su fusión con Bankia implica el despido de 8.291 personas (el 18,67% de la plantilla) y el cierre del 27% de sus oficinas en España. En CLM el impacto del ERE sería aún mayor: afectaría a 235 personas (el 21,36%), 50 de ellas en Albacete, 72 en Ciudad Real, 13 en Cuenca, 37 en Guadalajara y 63 en Toledo. 

“Estamos indignados con la propuesta de nuestra dirección y con su actitud en la mesa de negociación, donde se mantiene inflexible. No aceptamos ni aceptaremos nunca 8.300 despidos forzosos en una entidad que ha tenido más de 5.000 millones de euros de beneficios en el primer trimestre de 2021. Nuestra línea roja es que todas las salidas que hayan de producirse sean voluntarias”, indicó Vicente Vigara, de la sección sindical de CCOO en Caixabank-CLM, mayoritaria en la entidad con el 40% de la representatividad en la región y más del 35% en el conjunto de España.

Vigara subrayó la unidad sindical en la oposición al ERE y el masivo respaldo de la plantilla a las movilizaciones, pero ha destacado que “nuestro objetivo nunca ha sido la huelga. Estamos en huelga porque no nos han dejado otra opción. Esta la primera huelga en los 117 años de historia de Caixabank, que desde su fundación ha proclamado siempre que su primer activo son los empleados, las personas. La actual dirección no lo está demostrado para nada.”

Por su parte, Emilia Gijón, también sindicalista de CCOO en Caixabank, en su caso procedente de Bankia, cuestionó la dejación del Gobierno ante los planes de la dirección de Caixabank.

Recordó que, tras la fusión-integración de Bankia en Caixabank, el Gobierno de España mantiene el 16% de la nueva entidad, y calificó de “indigno e injustificable que, después de rescatar Bankia con dinero público, mande ahora a 8.300 familias al paro, a consumir otra vez dinero público; después de todo lo que ha destinado a convertir a Bankia en una entidad viable.”

Llevo 19 años trabajando en esta empresa y no reconozco a la dirección que hay ahora”

“Llevo 19 años trabajando en esta empresa y no reconozco a la dirección que hay ahora. Se quiere prescindir de un porcentaje exagerado de la plantilla y sin reconocer el trabajo de gente que lleva aquí 35 años trabajando. Esta entidad ha llegado a ser lo que es por sus trabajadores, y no se les está respetando. Estamos miles en el aire; y los clientes también van a verse perjudicados con el cierre de oficinas, y porque habrá muchos menos empleados para atenderles”, indicó durante la concentración el director de una sucursal toledana de Caixabank.

“Estoy aquí”, señaló otro manifestante, “fundamentalmente porque quieren despedirnos a más de 8.000. Y segundo, porque encima quieren hacerlo con nuestro propio dinero, pagando los despidos con bajadas salariales para los que nos quedemos”, denunció otro manifestante.

Caixabank tiene previsto concluir el proceso de negociación del ERE el próximo martes, día 22. Vigara indicó al respecto que “nosotros seguiremos buscando el acuerdo, siempre sobre la base de que todas las salidas sean voluntarias. La dirección tiene la opción de buscar el acuerdo o la de ejecutar el ERE de forma unilateral, con nuestra total oposición. Llamamos a la sensatez una vez más. Esperamos que la empresa atienda a la movilización y la reivindicación unánime de la plantilla y gire su propuestas en la mesa hacia lo que hoy les están gritando los trabajadores y las trabajadoras”, concluyó Vigara.

UGT reclama salidas voluntarias, no forzosas

Javier Suárez, de la sección sindical de la Unión General de Trabajadores en CaixaBank en Castilla-La Mancha. ponía de manifiesto hoy en Toledo que este ERE ha llegado en un momento en el que la entidad ha obtenido resultados históricos, ejecutando una subida de sueldo entre sus ejecutivos.

Uno de los aspectos reclamados por UGT es que las salidas de CaixaBank deben ser voluntarias, no forzosas, como se pretende. “La empresa está diciendo que hay 700 salidas menos pero esto no es real ya que estas personas pasarían a otras empresas del grupo, con otras condiciones, y eso en realidad son despidos encubiertos”.

La Federación de Servicios, Movilidad y Consumo de UGT ha informado de que la huelga ha tenido un seguimiento del 90% de la plantilla, con un 70% de las oficinas cerradas.

La última propuesta del banco recoge rentas mensuales del 56% del salario fijo para los empleados de entre 56 y 63 años y del 54% para los de 54 y 55 años. Todos ellos tendrían un convenio especial con la Seguridad Social hasta los 63 años. La indemnización para los empleados de 52 y 53 años sería un pago único de seis veces el 52% del salario fijo. A los menores de 52 se les compensaría con 35 días por año trabajado, con un tope de 24 mensualidades.



Deja una respuesta