Advertisement
Sindicatos

UGT y CCOO Castilla-La Mancha piden a los partidos del Parlamento nacional su apoyo a la reforma laboral

Los secretarios generales de UGT y CCOO Castilla-La Mancha, Luis Manuel Monforte y Paco de la Rosa, han pedido a los partidos políticos representados en el Parlamento nacional que apoyen con sus votos la reforma laboral acordada entre el Gobierno central, los sindicatos y la patronal, un mensaje que también han trasladado a las agrupaciones políticas de la región.

En rueda de prensa ambos responsables sindicales han coincidido en poner en valor la importancia de esta reforma laboral, tanto por el avance que supone en materia de derechos de los trabajadores y trabajadoras, como por el hecho de que sea una norma consensuada entre los principales agentes implicados, algo que no se producía desde hacía muchos años.

El secretario general de UGT Castilla-La Mancha, Luis Manuel Monforte, la calificaba como “la reforma del acuerdo”. “Llega en un momento complicado de nuestra economía, de ahí que pidamos a la clase política que de la talla”.

Como principales aspectos de la misma valoraba que esta reforma se centra en recuperar la negociación colectiva, haciendo posible la ultraactividad de los convenios –“que es la que nos permite tener una negociación libre”- y la prevalencia del convenio sectorial sobre el de empresa, también entre aquellas empresas multiservicios.

“Esta reforma laboral también nos va a permitir luchar contra uno de los principales problemas de los últimos años: la temporalidad”. Destacaba igualmente que el nuevo marco normativo recoja la herramienta de los ERTE –para que primen sobre los despidos colectivos- y la derogación de los despidos colectivos en las administraciones públicas.

Monforte asegura que, aunque es muy valioso, “no es el acuerdo definitivo ya que en 2022 debemos alcanzar los 1.000 euros de Salario Mínimo Interprofesional y hablar del coste del despido porque “en nuestro país sigue siendo muy barato despedir por causas objetivas”.

Otras asignaturas pendientes marcadas por el responsable de la Unión General de Trabajadoras y Trabajadores de cara a este año son la elevada siniestralidad laboral que sufre Castilla-La Mancha y la necesaria subida de los salarios. “En nuestra región los precios han aumentado un 7,5% con respecto a 2020. Ahora es mucho más caro llenar el carro de la compra, pagar la luz… Sin embargo, los sueldos de los castellano-manchegos solo subieron un 1,55%”. Añadía que la subida de los salarios debe materializarse en los convenios.

Paco de la Rosa: “Es una reforma que dignifica, moderniza y equilibra las relaciones laborales”

Por su parte, el secretario general de Comisiones Obreras Castilla-La Mancha, Paco de la Rosa, ha destacado que el acuerdo supone una reforma que “dignifica, moderniza y sobre todo equilibra las relaciones laborales entre empresa y trabajadores, con tres ejes, contratación, negociación colectiva y flexibilidad para evitar despidos cuando las cosas no van bien en una empresa”. Es un acuerdo “que no ha sido fácil”, que se lleva gestando desde 2018, pero “donde todos los agentes sociales, incluida la patronal, teníamos claro que debía ser a tres bandas, que nadie podía quedarse fuera”.

El secretario general de CCOO CLM ha subrayado que “por primera vez hay un acuerdo que se suscribe desde el consenso y el diálogo social, por eso nosotros nos atrevemos a exigir la responsabilidad de los grupos políticos en el arco parlamentario, y en particular me dirijo a los 21 diputados de Castilla-La Mancha, para que, sean del grupo que sean, convaliden el decreto de reforma laboral”.

La convalidación es un debe de los políticos cuando los agentes sociales están dando ejemplo de entendimiento, ha insistido: “Sería una irresponsabilidad que los grupos políticos en el parlamento no ratificaran este acuerdo, sería inadmisible que algunos políticos piensen más en una campaña electoral y la destrucción del contrincante cuando sindicatos y empresarios, directamente implicados con el cambio en el mercado de trabajo, llegamos a un acuerdo”.

Paco de la Rosa ha recordado que con el acuerdo se puede poner fin a una legislación laboral injusta, que se ha demostrado ineficaz, y que ha generado mucha más conflictividad: “Aquí en Castilla-La Mancha cada año son más de 500 las movilizaciones públicas de trabajadores y sindicatos por conflictos laborales, además han sido miles y miles los pleitos planteados en los juzgados, otra prueba evidente de que la reforma laboral anterior, hecha de manera unilateral por el Gobierno del Partido Popular, no hizo sino entorpecer el normal desarrollo de las relaciones laborales en las empresas”.

De la Rosa se ha referido a su vez al dato “muy preocupante” de que en menos de 20 días de 2022 la región sume ya cuatro víctimas mortales en accidentes de trabajo: “Además otra vez tenemos la provincia con mayor índice de siniestralidad de toda España, que es Guadalajara; pediremos que en el próximo Acuerdo Estratégico de Salud Laboral haya campañas específicas concretas para evitar los accidentes; ni UGT ni CCOO vamos a cejar en el empeño de que el Gobierno y la patronal se tomen en serio este asunto, alguien que va a ganarse la vida no puede perderla de manera tan gratuita y atroz; a la mayor brevedad pediremos una reunión con la consejera de Economía, Empresas y Empleo, para tomar medidas urgentes en esta materia”.

También en la lucha por la igualdad CCOO CLM quiere acordar nuevas medidas y propuestas en el diálogo social de Castilla-La Mancha: “Es clave que demos un salto cualitativo y cuantitativo, no es razonable que en cifras de empleo, desempleo, contratación y salario tengamos esta diferencia abismal entre hombres y mujeres. Castilla-La Mancha no se puede permitir tener a la mitad de su población un 20 ó 30% por debajo en derechos”.



Deja una respuesta